Antes de proceder a las obras de reforma de una cocina es muy importante tener en cuenta los aspectos funcionales de la misma, ello se hace con un buen diseño.

Diseño de cocinas, diseñar cocina1.- Muebles y accesorios

1.1.- Tipos de muebles

Muebles altos, tienen una altura comprendida entre los 70 y 90 cm y normalmente cuentan con puertas ciegas, puertas con cristaleras (vitrinas) o simplemente son estanterías vistas.

Muebles bajos, tienen una altura comprendida entre 85 a 90 cm, están compuestos por módulos con puertas batientes, cajoneras e incluso módulos adaptados para contener electrodomésticos (hornos, microondas, frigoríficos, etc.).

Muebles columna, con alturas variables dependiendo de los muebles altos y bajos, están compuestos por módulos adaptados para albergar electrodomésticos (hornos, microondas, frigoríficos, etc.).

Las medidas de fondo de los muebles altos rondan los 30 – 35 cm y la de los muebles bajos 60 cm.

La amplitud de los muebles varía en función de un amplio catálogo de módulos, para adaptarse a las medidas de la cocina: 35, 40, 45, 50, 60, 70, 80, 90, 100 y 120 cm de anchura.

Diseño de cocinas, diseñar cocina1.2.- Elementos

Interior del mueble, módulos compuestos por paneles melamínicos. Habitualmente los paneles laterales disponen de una serie de hendiduras para graduar estanterías, mediante fijadores metalicos.

Puertas del mueble, compuestas por paneles melamínicos, formica o macizos de madera, con diferentes tipos de acabados, texturas y colores.

Cajones, de anchura variable según el módulo del mueble donde estén ubicados. De base metálica con sistema de frenado automático.

Bisagras de las puertas, inoxidables y con un mecanismo de cierre con frenado automático para evitar golpes.

Patas regulables, sirven para elevar los muebles bajos del suelo y regular su altura entre doce y dieciocho centímetros respecto el suelo.

Zócalo, entrega vertical entre mueble bajo y pavimento. También sirve para tapar las patas regulables. Es extraíble y permite la limpieza debajo de los muebles.

Cornisa, acabado decorativo situado como coronación por encima del mueble alto, que puede servir para entregar éste con el techo.

Tiradores, elementos de agarre en puertas y cajones, para facilitar la apertura y cierre de los mismos.

Portaluz, cornisa bajo los muebles altos, para ocultar luces situadas bajo los muebles altos.

Encimera, formada materiales resistentes al corte, la temperatura y los golpes.

Copete, zócalo situado entre la encimera y el frontal vertical de la misma.

1.3.- Accesorios

Accesorios interiores

Estos tipos de complementos ayudan a mejorar la funcionalidad de los armarios, optimizando espacios y organizando los utensilios.

Accesorios murales

Situados en el exterior de los muebles, están destinados a la organización de utensilios, colocándolos al alcance de los usuarios.

2.- Proyecto de reforma de una cocina

2.1.- Toma de medidas de la cocina

  • Deben de recogerse las medidas de la cocina: longitud horizontal y altura de suelo a techo.
  • Recoger ubicación y medidas de puertas y ventanas; distancias y apertura de puertas y ventanas (izquierda / derecha)
  • Tomar nota de otras medidas; interruptores, enchufes, radiadores, llaves de paso, desagües, etc.
  • Electrodomésticos y fregadero.

Las medidas deben tomarse desde distintos lugares, ya que existe la posibilidad de que se presenten pequeñas irregularidades en pavimentos, techos y paredes que den lugar a medidas diferentes. Siempre deberá tomarse la medida más pequeña.

2.2.- Dibujar la planta de la cocina

Una vez anotadas las medidas de la cocina, es recomendable elaborar un plano con la planta de la cocina, que recoja las paredes, ventanas, puertas y demás elementos.

Es necesario que se indique la posición exacta de tomas de agua, desagües, conductos de ventilación e instalación de electricidad (interruptores, puntos de luz y enchufes).

Es recomendable el uso de una hoja de papel de tamaño Din A4, donde se dibujará la cocina a escala 1:20 con ayuda de un escalímetro. La proporción 1:20 significa que estamos dibujando la cocina 20 veces más pequeña.

Para reproducir las medidas a escala 1:20, solo basta con dividir la medida real entre 20.

2.3.- Diseño de la distribución de la cocina

Distribuir las tres zonas de trabajo

Diseño de cocinas, diseñar cocinaUna cocina siempre cuenta con tres zonas de trabajo diferenciadas, las cuales forman un triángulo de trabajo que determinaran los desplazamientos de los usuarios por la cocina. Estos lugares de trabajo son la zona de cocción, zona de lavado y la zona de almacenamiento.

Según el tipo de alimentos y platos que habitualmente elaboren los usuarios, convendrá la distribución que funcionalmente evite los menores desplazamientos posibles y la ubicación de los utensilios lo más a mano posible.

Zona de cocción

En esta zona se encuentra la vitrocerámica o encimera de gas, el horno, y el microondas. También se encuentra las campanas extractoras, permitiendo la extracción de gases.

En esta zona encontramos utensilios y condimentos que permiten cocinar los alimentos.

Zona de preparación

Esta zona está compuesta por superficies de trabajo en la encimera de cocina que permite la preparación y elaboración de platos de comida.

Zona de lavado

Esta zona está compuesta por el fregadero, lavavajillas y escurridor (mueble superior sobre fregadero). Para diseñar esta zona hay que prever la ubicación de las tomas de agua, desagües y tomas de corriente.

No se ha de olvidar la ubicación de los cubos de basura (separación de desperdicios), utensilios de limpieza y productos de limpieza.

Zona de almacenamiento

En esta área se almacenan y conservan los alimentos. Los alimentos frescos y perecederos se almacenan en frigorífico y los alimentos conservados que no requieren frio, se almacenan en muebles y estanterías.

Distribuciones habituales

Las dimensiones y forma de la cocina condicionarán la distribución de la misma. A continuación se enumeran las distribuciones más habituales, que ayudan a optimizar espacios.

Diseño de cocinasDistribución de cocina en línea

Este tipo de distribución es la solución para cocinas estrechas. Es fundamental que disponga de muebles altos para ganar capacidad de almacenaje (de alimentos y utensilios).

Distribución de cocina en paralelo

Distribución de cocinas de planta ancha y alargada, en el que se colocan dos frentes de muebles en paralelo.

Es recomendable que exista un espacio de 1,20 metros de separación entre los muebles bajos, para que en caso de abertura de puertas contrapuestas de forma simultánea, éstas no se toquen.

Diseño de cocinasDistribución de cocinas en “L”

Distribución idónea para cocinas mediadas y grandes.

Los muebles se ubican perpendicularmente en dos paredes contiguas.

Este tipo de distribución permite espacio para la colocación de mesa y sillas en las que comer.

Distribución de cocinas en “U”

En cocinas de planta cuadrada y grandes dimensiones. Ocupa tres paredes y permite que trabajen cómodamente varios usuarios.

Diseño de cocinasDistribución de cocinas en península

El mobiliario se sitúa centralmente y contigua a una de las paredes. Este tipo de configuraciones, permiten cocinas estéticamente sensacionales.

Distribución de cocinas en isla

Este tipo de distribución está pensada para cocinas de grandes dimensiones, consiste en la instalación del mobiliario en la parte central de la cocina. En este tipo de cocina deben de preverse que las instalaciones de agua, gas y electricidad deben de pasar bajo el pavimento.

Ubicación del mobiliario

Diseño de cocinasCuando se haya determinado el tipo de distribución de cocina idóneo, se procederá a situar los elementos que configuraran la cocina sobre el plano:

  • Placa de cocción, horno y microondas.
  • Frigorífico y congelador.
  • Fregadero.

Una vez situados los elementos principales de la cocina, se procederá a ubicar el mobiliario según los siguientes criterios:

  • Empezar a distribuir los muebles bajos, comenzando por uno de los rincones.
  • Ubicar un mueble modulado para el fregadero.
  • Situar el lavavajillas al lado del fregadero.
  • Determinar si se va a colocar el horno debajo de la placa de cocción o en mueble columna.
  • Prever un mueble cajonero al lado de la placa de cocción para ubicar los utensilios de cocina. Los cajones cazoleros permiten aprovechas espacios y tener a mano cazos y sartenes.
  • Distribuir los muebles altos, en función de la modulación de los muebles bajos.
  • Ubicar vitrinas y estanterías para mejorar estéticamente el mobiliario.

Recomendaciones para el diseño de cocinas:

  1. Separar la placa de cocción respecto el fregadero un mínimo de 60 cm.
  2. No colocar grifos delante de ventanas que abran hacia adentro.
  3. Dejar un espacio limpio a cada lado de la placa de cocción de como mínimo 50 centímetros.
  4. No ubicar fregadero ni placa de cocción contra una pared lateral.
  5. En distribución de cocinas en paralelo no olvidar separar los muebles bajos contrapuestos 120 centímetros.
  6. Tener en cuenta que los muebles que linden con paredes, deben estar separados 10 centímetros respecto la misma, mediante una regleta vertical, para permitir la apertura completa de puertas y/o cajones.
  7. Prever distribución de enchufes a lo largo de las zonas de trabajo, que permitan el uso del pequeño electrodoméstico necesario para la elaboración de los alimentos.